martes, 25 de marzo de 2008

Tell me why

No entiendo por qué a veces tengo tantas ganas de reírme que si me preguntan las razones me largaría a llorar.

1 comentario:

Lenguas Vivas dijo...

A veces me pasa eso...

Puede pasar de que nos larguemos a llorar porque necesitabamos reirnos antes. Es como cuando uno quiere algo, pasa el tiempo y lo consigue...pero ya no es necesario.

Se entendio??

Por lo menos asi lo veo yo. Es un pensamiento sacado con muy pocas neuronas.

De todas formas tu observacion es muy buena. No así mi comentario al respecto, aunque comparto tu ideal.

Saludos.

Seba